Los ácidos grasos son moléculas esenciales para la vida. Además de ser fuente de energía, tienen un papel fundamental en la composición y funcionalidad de las membranas celulares, así como en la síntesis de hormonas.

Ácidos grasos y nutrición
La dieta occidental actual presenta un claro desequilibrio en ácidos grasos, con un exceso de grasas omegas 6 y un defecto de omega 3, lo que podría generar un contexto de inflamación crónica, lo que a su vez aumenta el riesgo cardiovascular, de accidente cerebrovascular, de
depresión y de enfermedades neurodegenerativas, habiéndose relacionado también con el desarrollo del cáncer.

Omega-3/Omega-6
Mediante el análisis de Omega-3/Omega-6 podemos conocer qué tipo de grasas ingerimos a través de la dieta habitual. La prueba evalúa los ácidos grasos presentes en las membranas celulares.
Tenemos los siguientes ácidos grasos:

  • Ácidos grasos de cadena larga omega 6: ácido linoleico (esencial), araquidónico gamma-linolénico y dihomo-gamma-linolénico.
  • Ácidos grasos de cadena larga omega 3: ácido alfa-linolénico (esencial), eicosapentaenoico (EPA) y docosahexanoico (DHA).
  • Ratios e índices.

El análisis Omega-3/Omega es indicativo de los ácidos grasos depositados en nuestro cuerpo, aportando información sobre la composición y funcionalidad de las membranas celulares. El análisis refleja el consumo de ácidos grasos de los 3 últimos meses.

Ver todos los Paneles